26 sep. 2011

La leyenda de Manco Capác y Mama Ocllo

Como habíamos escrito anteriormente muchas civilizaciones trataron de explicar su origen mediante leyendas esto tenía un impacto en la población pues creían que su destino divino era dominar el mundo conocido por ellos.

Esta historia es relatada por el escritor e historiador mestizo Inca Garcilaso de la Vega, en su obra Comentarios Reales, allá por el lejano siglo XV.
Garcilaso de la Vega es descendiente por vía materna de la nobleza inca, y escucho durante su niñez las historias y leyendas con las que los niños de la nobleza inca se educaban, entre ellas fue esta leyenda sobre el principio del Imperio Inca.

LEYENDA DE MANCO CAPÁC Y MAMA OCLLO.


Ambos hermanos eran esposo, el incesto en la nobleza inca era permitida.
El dios Inti (sol) viendo el estado penoso en la que se encontraba el hombre en la tierra decidió enviar a dos hijos suyos para fundar un imperio, para dicho trabajo les dio una vara de oro en cual debía hundirse suavemente en un lugar escogido.
Ambos hijos nacieron de las espumas del Lago Titicaca (hoy peruano-boliviano) y comenzaron un largo viaje.  Se dirigieron hacía el norte, guiados por su padre, haciendo pacientemente la tarea que se les encomendó. Según instrucciones de su padre,cada vez que se detenían a comer o dormir debían hundir la vara de oro. Los hombres que vieron pasar a la pareja observaron en ellos la majestuosidad de los dioses e inmediatamente los siguieron a escondidas .
Cierto día la pareja llego a un bello valle y se colocaron en la cima de una montaña llamada Huanacauri cerca al valle del río Huatanay en el Cuzco. Tal como dijo su padre, el dios Inti, la vara se hundiría en el sitio elegido, cosa que paso en ese mismo lugar.
Así se fundo Cuzco que significa "ombligo" ya que los incaicos creían que esta parte del cuerpo es vital y además es el centro del mismo.
Una vez Manco Capác vio que se había elegido el lugar, llamó a todo los hombres que se mantenían detrás de él viendo el acontecimiento y les enseñó a cazar, sembrar, hacer casas. Mientras su hermana y esposa Mama Ocllo enseñó a las mujeres a hacer ropas de las lanas de la llamas, cocinar y a ocuparse de la casa.

Según el relatos, los descendientes de ambos dioses fueron los futuros emperadores incas.


Fuentes: Wikipedia
www.historiacultural.com
www.diosesdelperu.blogspot.com